Atractivos Turísticos de México

Por acá para buscar Códigos postales o Claves LADA.

Estás solo, relato de terror. Muna Yucatán

ESTAS [email protected]

Claudia era una niña de unos diez años que no tenía papá, su mamá trabajaba todo el tiempo por lo que tenía que dejar a su hija sola todo el tiempo en su casa, pero una noche, sintió un escalofrío y tuvo miedo de dejarla sola, pero como no podía dejar su trabajo, ya que era su único sustento tuvo que irse. "Voy a llamarte cada 2 horas para ver como estas y no le abras a nadie, cuando llegue tocaré la puerta tres veces, le dijo a su hija Claudia. La madre cerró la puerta y se marchó, Claudia asustada y sola decidió dormir para que pasara el tiempo sin darse apenas cuenta. Al poco rato, el teléfono sonó despertando a la niña, se levantó del sillón y apresurada agarró el teléfono con la esperanza de escuchar la dulce voz de su mamá.

-Mamá ¿eres tu? ¿mamá? ¿mamá?...

Pero nadie contestó. Desilucionada y asustada colgó el teléfono y se fué a la cama mientras se tranquilizaba para restar importancia a lo ocurrido.

-Después de todo la llamada se habrá cortado, penso Claudia.

De pronto, antes de que se acostase el teléfono volvió a sonar, al llegar y descolgarlo:

-¿Bueno? ... ¡mamá no es gracisoso, contesta...mamá, estas asustándome!

Claudia colgó de nuevo el teléfono y regresó a la cama, esta vez mas asustada que nunca. De pronto llamaron a la puerta TOC TOC , pero no hubo una tercera vez por lo que Claudia decidió no abrir ya que su madre le había dicho que tocaria tres veces. Al caer la noche la madre no habia regresado y Claudia empezó a preocuparse y de nuevo el teléfono sonó.

-¿Bueno? mamá, ya es tarde ven a casa.

Del otro extremo del teléfono sólo se escuchó:

-Tú estás sola ahora.

Claudia colgó rapidamente el teléfono desesperada empezó a llorar, corrió hacia la puerta para ir con alguno de sus vecinos para que llamaran a la policía, pero al salir Claudia encontró el cuerpo de su madre tirado en el suelo, ensangrentado, desgarrado totalmente, sus piernas horriblemente torcidas hacia ambos lados, sus brazos quebrados como si un trailer hubiese pasado varias veces por encima.
Claudia no pudo resistir el tremendo impacto y cayó desmayada perdiendo el conocimiento, cuando despertó, ya estaba en un hospital psiquiatrico infantil. Aunque la ayudaron a superar la traumática experiencia, ella no dejaba de soñar con esa voz que le decía una y otra vez:

-Tú estás sola ahora...

Los psicologos creián que Claudia había sido la culpable de la muerte de su madre, pero ella sabía que no era cierto.
Claudia quería mucho a su madre y soñaba todos los días con ella. Hoy aunque han pasado mas de diez años de aquel trágico incidente, Claudia sigue en tratamiento y totalmente traumatizada en el hospital psiquiatrico.

¿Que cómo se todo esto?, simplemente porque yo soy Claudia y quiero decirte a tí que esta leyendo estas lineas:

-TU ESTAS [email protected] AHORA!

Recién vistos